Mitos sobre el lapislázuli

920 304 149
Mitos sobre el lapislázuli

El lapislázuli es una joya semipreciosa compuesta por silicato cálcico y lazurita, que le otorgan ese color tan bonito y característico. La calcita y la wollastonita le dan el veteado gris y la pirita le proporciona reflejos dorados. Pero ¿sabías que, dentro de la Historia de la joyería, hay muchos mitos en torno a él?


Interesantes mitos sobre el lapislázuli

Esta ha sido una de las piedras preciosas más utilizadas en todos los tiempos. No solo por su belleza, sino también por las cualidades mágicas que se le atribuían. Veamos algunos ejemplos.

- Los antiguos egipcios, babilonios y asirios lo consideraban todo un símbolo de nobleza, suerte, salud y pureza. Por eso, lo utilizaban en todo tipo de objetos, amuletos, talismanes y máscaras funerarias.

- Para los budistas tibetanos, el buda de la medicina Sangle Menla puede curar gracias a esta piedra.

- Para los romanos, esta piedra tenía un efecto afrodisiaco.

- Durante la Edad Media, se creía que ayudaba a mantener los miembros sanos y liberarnos de la envidia, del miedo y del error.

- En la actual India, lo utilizan los niños, en collares, para asegurarse protección y salud.


¿Y el lapislázuli tiene poder curativo?

Sobre el poder curativo de los minerales, sigue habiendo mucha controversia. ¿Mito o realidad? Lo cierto es que para todos los que creen en su poder curativo, este mineral sirve para mitigar los dolores de garganta, el dolor de cabeza, los trastornos del sistema nervioso, el insomnio, el vértigo, los problemas de audición y las venas varicosas. Y, en general, para el sistema inmunológico.

Sea como sea, lo cierto es que el lapislázuli es una de las piedras semipreciosas más bonitas y utilizadas, dentro del mundo de la joyería. Una piedra muy favorecedora, que combina con todo y nunca pasa de moda. Todo un básico de tu joyero. Hazte con él.

haz clic para copiar mailmail copiado